Fe

Con 0 Comentarios,


…Fe mueve la mano de Dios; Fe en su Palabra Viva…
Ahora, miren. ¿Qué es fe? La fe es un sexto sentido . Cinco sentidos controlan a este hombre. Dios le dio al hombre cinco sentidos para que se contactase con su hogar terrenal . Uno no contacta a Dios con sus cinco sentidos. Uno conoce a Dios por fe que es el sexto sentido. Hay dos sentidos del alma: la fe y la incredulidad . Y si usted está poseído por la fe, la fe es tan real para ti como si estuvieras viendo. Si usted cree que la camisa es blanca, y si consigues verla y tienes fe en tu mirar, allí lo tienen, esa camisa es blanca… Si crees que Jesucristo te sanó en el Calvario, y tu fe te deja saber y te hace ver que es así, usted es sanó en ese instante. Es una obra consumada. ¿Ven? La fe es la sustancia de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve, lo que no se puede tocar, o sentir, oler, lo que no se puede oír . Usted lo cree. Algunos dirá: “”Bueno, no me siento diferente.” No se supone que sienta ninguna diferencia. Se supone que tú debes creer.
“El Principio De La Fama De Jesús” (53-0605)

 

No es sólo emocional, no es algo místico, es un hecho, una verdad. La vista puede fallar. Todo lo demás fallara menos la fe. La fe no puede fallar, porque entra en el reino sobrenatural y eso no puede fallar .
“La Resurrección De La Hija De Jairo” (54-0302)

 

Ahora, “fe” es una “revelación de Dios” . Ahora, “fe” es una “revelación”. Allí es donde quiero permanecer por un momento. Es una revelación. Él se lo ha revelado a Ud. por Su gracia. No fue nada que Ud. hizo. Ud. no se estimuló a Ud. mismo a esa fe. Ud. nunca tuvo fe, le es dada a Ud. por la gracia de Dios
(Ef. 2:8-9).
Porque por gracia sois salvos por medio de la fe; y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe.
Y Dios se la revela a Ud., y por eso fe es una revelación. ¡Y la Iglesia entera de Dios está edificada sobre la revelación! En una congregación de personas, por donde pasa una línea de oración, Ud. encuentra algunos… Y todos son personas buenas, vamos a decir. Hay algunos que se están esforzando mucho por creerlo, tratando de estimularse a sí mismo para llegar. Algunos de ninguna manera lo pueden hacer. Y otros, es sólo por gracia que les es dada . Ahora, allí está la diferencia. ¿Ven? Eso la hace. Esa es la verdadera revelación , porque fe es una revelación de Dios. Tiene que ser revelado primero.
“Obras Es Fe Expresada” (65-1126)

 

Y ahora, Jesús es la puerta para todas estas cosas (I Cor. 1:4-9),
Gracias doy a mi Dios siempre por vosotros, por la gracia de Dios que os fue dada en Cristo Jesús; porque en todas las cosas fuisteis enriquecidos en él, en toda palabra y en toda ciencia; así como el testimonio acerca de Cristo ha sido confirmado en vosotros, de tal manera que nada os falta en ningún don, esperando la manifestación de nuestro Señor Jesucristo; el cual también os confirmará hasta el fin, para que seáis irreprensibles en el día de nuestro Señor Jesucristo. Fiel es Dios, por el cual fuisteis llamados a la comunión con su Hijo Jesucristo nuestro Señor.
y la fe es la llave que abre la puerta . Ahora bien, si Jesús es la Puerta para todas estas promesas de Dios, la fe en Su obra terminada abre toda puerta para todo tesoro que hay dentro del Reino de Dios. ¿Ven? La fe es la llave que abre toda promesa que Él ha hecho . La llave de la fe hace esto, la fe en Su obra terminada. Esta es la llave de la que les estoy hablando.
“La Llave Para La Puerta” (62-1007)

 

¿Qué es fe? Mucha gente sustituye esperanza por fe . Pero hay mucha diferencia, así como el día es diferente de la noche. Porque la Biblia en Hebreos 11:1 dice,
“Porque fe es la sustancia de las cosas esperadas, la evidencia de las cosas que no se ven.”
Ven, no es sólo una esperanza mítica, es absolutamente una sustancia . Oh, yo espero lo capten, y verán como suceden las cosas.
Ven, muchas personas pueden tener esperanza en su pensamiento mental. Y lamento decir esto, pero es allí donde están muchos de los Cristianos profesantes hoy en día, pura cosa mental . Tienen una concepción. Pero nunca han experimentado lo que Jesús dijo, cuando Él dijo: “El que no nacido de nuevo, no va a ver el Reino”, la palabra correctamente traducida debe ser: entender el Reino de Dios (Juan 3:3) .
Respondió Jesús y le dijo: De cierto, de cierto te digo, que el que no naciere de nuevo, no puede ver el reino de Dios.
Si llegas a ver algo, y dices, “yo no lo veo.” No estás diciendo que no lo ves con los ojos, sino que no lo ves con el corazón, que no lo entiendes. Ahora, hay dos elementos, del que está compuesto el ser humano. Uno de estos es nuestra mente, y lo otro es nuestra alma. Y en la mente está tu pensamiento mental (conceptos), tu intelectualidad. Y tu alma es una parte de Dios que está en ustedes . Cuando eres nacido en este mundo como un niño, tu llegas a ser un alma viviente y en la edad de elección, oyes el Evangelio de alguna manera, y algo adentro de ti dice que recibas a Cristo . Usted dirá: “Bueno, yo soy demasiado joven todavía. Voy a esperar un poco más.” Ahora, allí es donde ustedes cometen su primer error, porque contristas a esta persona en tu interior. Dios no te va a juzgar por este hombre aquí visible, tu intelecto. Él te va a juzgar por tu alma .
Mucha gente tiene fe pero a través de su intelecto, mientras que otros tienen fe en sus almas . Ahora, el  ntelecto hasta aquí, razonará con la Palabra de Dios y determinará: “No es razonable.” Pero el alma no razona con la Palabra sino que dice: “Esto es la verdad.” Y eso lo resuelve todo. Ven, el alma la cree . El intelecto dirá: “Me pregunto si eso pudiera haber sido para los días pasados, o para los discípulos, o para alguien… pero no para nosotros, porque nosotros estamos viviendo en un día diferente.”
Pero el alma dice: “Cristo es el mismo ayer, hoy y siempre.” (Hebreos 13:8) . Sin razonamientos, no razona. Únicamente lo cree. Ahora, un gran porcentaje de nosotros, amigos, constantemente razonamos en vez de creer, y esa es la razón por la que no reciben las maravillosas bendiciones de Dios . Ahora, esto no es sólo algo mítico. No es una especie de varita mágica. Es la verdad de un Dios vivo.
“Jesucristo El Mismo, Ayer, Hoy, Y Siempre” (55-0806)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *